36, 37 y 38

Esta chocante imagen que acompaña el post de hoy
tiene una explicación y esta explicación que os debo os la voy a dar como alcalde vuestro que soy ¡Ay no! ¡Que eso era de otra historia! Pues resulta que si tenía poco juicio ya tengo menos, porque el pasado lunes me sacaron en vivo y en directo (porque estaba allí), pero con anestesia eso sí, las tres piezas que aparecen marcadas con una cruz, los tres molares inferiores izquierdos, números 36, 37 y 38 (alias “la muela del juicio”) según la numeración odontológica más usada en la actualidad. Mientras me hallaba en el trance 

Aquí aguardé el momento fatídico

no me acordé para nada de la crisis económica, del ataque especulador a la deuda italoespañola, de ZP que cada vez que habla miente y que miente más que habla, de qué malas que son las agencias de calificación (por cierto, que a este paso les cambiaremos el nombre y las llamaremos CAOS, SPECTRA y la TIA*), en fin, que no me acordé de nada. Debe ser que en los momentos realmente importantes, cuando la quijada o las “gónadas” están en riesgo, nada puede ir por delante de ellas. Y sin embargo, no puedo sustraerme a la idea que, metafóricamente, nos van a sacar a casi todos unas cuantas “muelas”, y en este caso sin anestesia, para intentar evitar no sabemos qué,

Tras esa puerta me esperaba el horror

porque lo que sea que vaya a suceder sucederá igual. Así que hasta que no digan la verdad, toda la verdad y nada más que la verdad, las autoridades económicas internacionales y sus voceros en España mejor que se estén quietos y calladitos. Queremos conservar la dentadura (y las gónadas) intacta para afrontar el negro porvenir. Basta, entonces, de medidas atropelladas, improvisadas y tan consensuadas que se quedan en nada y el enfermo recae en pocos días. De hecho, el enfermo cada vez recae más pronto, síntoma de que se empeñan en hacer las cosas mal y a medias. En fin, que no somos nadie. Yo ya estoy recuperado de lo mío y abandono la dieta líquida para pasar a la semi.

Firmado: el equipo médico habitual.

 

*TIA: Técnicos en Investigación Aereoterráquea, agencia en la que incumplían sus obligaciones, día sí y día también, los afamados Mortadelo y Filemón.

Anuncios

6 pensamientos en “36, 37 y 38

  1. Fíjate si somos algo que nuestra salud en el amplio sentido del término es más importante que cualquier otro asunto que nos aflija. El mundo es un reflejo de nuestro yo, cuando nuestro yo aflora, para bien o para mal, todo lo demás desaparece.

  2. BB, sólo tus palabra de ánimo pueden elevarme el espíritu 🙂

    Dr., ya lo decía la tonada “tres cosas hay en la vida…” y la salud iba la primera (antes que el dinero y el amor). Por algo será.

  3. Vamos que te has quedado más loquito de lo que estabas…suena bien, los cuerdos son tan aburridos…

    Cuídate Enric, que penita me ha dado, snif!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s